Escrito por : Aarón agosto 21, 2016

Antes que nada, he de pedir perdón por no haber escrito nada desde hace más de un mes. He tenido problemas técnicos (Algo con uso bichos enormes, unos mechas y yo que se de un impacto), pero
aquí estoy de vuelta, y, con algo de suerte, hasta escriba algo interesante.


 Buenos días, querido lector. Para la pequeña reflexión de hoy, me gustaría empezar apelando a tu imaginación, y planteándote un sencillo escenario. Visualiza una carretera. En medio de esta, un señor. Imagina, entonces, que el caballero desabrocha el botón de sus pantalones, baja la cremallera y procede a orinar en medio de la calzada. La gente se reúne y le ve. Son conscientes de que está miccionando en el asfalto. Lo están viendo. Sin embargo, a pesar de que la situación es comprensible para los peatones, nuestro amigo el aspersor grita: ¡CHICOS, ESTOY MEANDO EN LA CALLE!

Eso es lo que me planteé yo una tarde navegando por internet. Corría la temporada de invierno de este mismo año y en reddit la gente no paraba de hablar de Musaigen no Phantom World, el no tan brillante trabajo de Kyoto Animation. La escena de la que se hablaba era una en la que Reina Izumi, la chica cuya mayor aspiración en la vida es alcanzar la absoluta perfección que es Kirby, caía por una escalera y Haruhiko, el prota, salta debajo para parar la caída. Mientras Reina se precipita por la escalera, el bueno del protagonista nos dice que “a este paso va a acabar con las manos en las tetas de Reina, como en tus típicos eroge”. Procede a apartarse, pero al final, por acción de una Shantae de serie B, acaba con el rostro bajo el shimapan de Reina. La escena puede ser hasta graciosa en sí misma, más que nada porque si hay algo en lo que KyoAni nunca falla es en lo impresionante de su animación, pero en las mencionadas discusiones de Reddit que llegaron tras la escena, hubo un grupo de gente que me dejó alucinado. Gente que tenía las agallas de decir que esa escena era una subversión. Que era un comentario inteligente que daba la vuelta al tropo de la caída “desafortunada”. 

Solo le han dado la vuelta al prota...


El término subversión se refiere a un proceso por el que los valores y principios de un sistema establecido, se invierten, y se relaciona con un trastorno, una revuelta o una destrucción. Esa maravillosa escena se limita a decir “tíos, ¿no pasa mucho esto en el anime?” y hacerlo, sin más. Eso, que yo sepa, no es algo que se pueda denominar una subversión. Pongamos como ejemplo una vez más a nuestro viejo amigo, la fuente ambulante. ¿Recalcar que está regando el asfalto convierte su acción en algo inteligente? ¿Es más válido si lo recalca a grito pelao?

Un ejemplo de una escena que da la vuelta a un tropo existente se puede encontrar en Evangelion, serie con ya veintiún años. Shinji, en una caída que pondría los pelos de punta a cualquier físico, aterriza sobre una Rei Ayanami recién salida de la ducha. Mientras el espectador espera con ansias el momento en que Best Girl de un bofetón a Shinji, lo único que llega es un silencio incómodo. Después, Rei se limita a decirle a Shinji que se levante. La escena es incómoda y tensa hasta decir basta, como sería una situación real del mismo estilo, y la serie ya ha jugado con nuestras expectativas, reconociendo así la existencia del cliché y alterándola.



Ocho años después de que Shinji llegase a segunda base, apareció una novela ligera que llamó la atención más que ninguna hasta el momento. Su nombre era “La melancolía de Haruhi Suzumiya”, y dio el pistoletazo de salida al humor autorreferencial, (o meta, por abreviar) llegando a tener una maravillosa adaptación de la mano de KyoAni. La base de la propia historia era la subversión de ideas tradicionales del manganime. Los personajes tenían un trasfondo interesante, pero se veían obligados a fingir ser clichés para satisfacer los deseos de su autista pero magnífica diosa. Así, un chico con poderes perteneciente a una vasta organización con sus propias rencillas internas que actúa en base a las posibilidades que conlleva la existencia de Haruhi si nos basamos en el principio antrópico se reduce a si mismo a “misterioso estudiante de transferencia” y  una interfaz humanoide creada para por una entidad cósmica capaz de manipular espacio y tiempo a su antojo para comunicarse con los humanos y estudiar sobre el potencial evolutivo personificado se limita a ser “la chica callada” La naturaleza autoconsciente de la obra y sus personajes era una fuente de entretenimiento constante porque sus personalidades contrastaban y y se creaba una dualidad entre lo que eran para Kyon y para Haruhi.



Lo que el bueno de Nagaru Tanigawa (el autor) no sabía era que había comenzado una guerra que no podría terminar. Como si de la ira de un Dios caprichoso se tratase, llegó un nuevo diluvio universal, esta vez de novelas que trataban de replicar el humor de las aventuras de la SOS con mayor o menor éxito. En medio de todo aquello, hubo un autor que optó por ir un paso más allá y crear la obra más indulgente y autorreferencial de todas. ¿Su nombre? NisiOisiN, padre de Monogatari. Por poner el primer ejemplo que se me viene a la cabeza, hablemos de Senjougahara. Tras apañarle los mofletes al bueno de Araragi de forma algo dolorosa, procede a autodenominarse tsundere. El chiste de todo esto es que en realidad es un personaje trabajado, con su trasfondo, y demasiado complejo para ser una simple tsundere. Tiene problemas de confianza totalmente justificados y no es hasta que Araragi se prueba digno de confianza que ella le trata bien. Es una forma inteligente y práctica de decirnos lo vacío que puede resultar ese término al describir un personaje.


La tormenta de novelas ligeras cargadas de humor autorreferencial se intensificó y dio lugar a la normalización de un concepto que hoy en día es conocido por todos: la imouto. La hermana pequeña del protagonista que genera más tensión que Joseph Joestar en un aeropuerto… solo que del tipo sexual. Apareció así Oreimo, una obra que al principio tenía potencial, pero que lo fue perdiendo según avanzaba. La serie comienza mostrándote que tu hermana pequeña no quiere mucho a su oniichan, que hay peleas y que es muy probable que uno se lleve mal con su hermana pequeña la mayoría del tiempo. Entonces, un par de episodios más, y uno se empieza a dar cuenta de que quizás, la serie no era autoconsciente como esperaba. Spoiler: Oreimo se acaba tomando en serio a si misma y tratando de ser una comedia romántica, aunque admito que nunca he llegado a acabar la serie.



Así, en su misma línea, han seguido apareciendo muchas obras que consideran que es inteligente simplemente recalcar lo que sucede y decir que es típico, y el humor meta se ha ido volviendo más y más perezoso. Por supuesto, hay series que tienen mucho arte a la hora de jugar con clichés y reírse de ellos (haciéndonos reír a nosotros con el proceso), como Konosuba, que es básicamente la sátira perfecta de la bola de nieve que es el subgénero de “atrapado en un videojuego”, pero son pocas y difíciles de ver entre todo lo que hay.



Al final, querido lector, a lo que quiero llegar con todo esto es a que no te dejes engañar (Si es que lo has hecho alguna vez), y no des crédito al próximo buen hombre que decida humedecer el asfalto solo por que lo indique voz en grito, porque mear es algo muy simple y que todos podemos hacer, y narrarlo no cambia su naturaleza. Saludos y hasta la próxima entrada. 

Para más información al respecto, recomiendo los canales de Digibro, Under The Scope Reviews, RCAnime y Mother's Basement, todos ellos más versados en la materia que un servidor y canales de los que he tomado ejemplos.

{ 2 comentarios... read them below or Comment }

  1. Deberías mencionar que has cogido ideas y todos tus ejemplos de aquí https://myswordisunbelievablydull.wordpress.com/2016/03/14/anime-is-getting-lazy-with-its-meta

    Incluso algunas partes de tu escrito son traducciones literales.

    Si no hubieses usado el mismo ejemplo del hombre meando no hubiese conectado tu ambos escritos. Enlace al momento en que Digibro da el ejemplo: https://youtu.be/VzocnfLccs8?t=5m49s

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahí donde lo ves, no conocía de la existencia de una versión escrita. Es cierto que vi el vídeo cuando salió, pero no fue la intención repetirlo al redactar la entrada.

      Eliminar

- Copyright © Welcome to the SOS - Date A Live - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -